sábado, abril 07, 2007

Coincidir

Foto: Adolfo Dias

En rigor, en la vida sólo existe una dirección posible, hacia adelante. Es que lo que está por llegar, mundo a duras penas imaginado dentro una gama de imposibles, es un sueño que aún no ve la luz, una semilla que no ha germinado, una idea que sólo se asoma pues todavía vuela insustancial fuera de esta realidad de lo útil y posible.

Y así avanzamos, dando pasos a ciegas, tomando una incomensurable cantidad de decisiones a cada instante, mientras el tiempo pasa, o más bien pasamos con él. Es que el tiempo nos define, nuestras creencias, cultura, pues marca a fuego sentir que se acumula, y nuestra angustia radica en intuir que no existe, en el escalofrio de sentir que el tiempo somos nosotros.

Es que estamos en un mundo basado no en enfrentar, ni en darle sentido a su fluir, sino en su medición, en la descomposición de sus componentes, en el uso útil y eficiente de cada instante. Creamos una realidad que en verdad ama la velocidad, en donde el ritmo cansino, reflexivo, ha sido desechado junto a todo aquello que obstaculice nuestra diaria carrera acrítica, el trabajo por el trabajo, el dinero por el dinero, la confusión de los medios con los fines.

Esa diáspora que cada uno transita se inició en el momento en que nacimos, y es una hebra remendada y tejida a fuerza de desechar mundos, situaciones que no llegaron a ser nunca y que por lo mismo, no serán jamás. Es un proceso, el El fin en sí mismo, es descubrir el mejor modo de caminar, aquella manera que te hace sentir y dar felicidad.

A veces sin embargo, en muy raras ocasiones, ocurre algo. Tal cual puede caer un rayo sobre tu casa, ese solitario tránsito se altera frente a una coincidencia, y ahí, tiempo y espacio, momento y contexto, convergen. Es un rato agradable, uno que generalmente no sientes pasar, es un calzar de gustos, de sueños, es simplemente, un instante mágico que te hace sentir que tu camino ya no está solo. Sucede muy rara vez, es reconocerse en el otro, con grandezas, defectos, es romper todo secreto, para darte cuenta que, pese a las probabilidades, un rayo puede caer no una, sino dos, o tres veces en el mismo lugar.

16 comentarios:

*AntagoniSta* dijo...

y esa coincidencia que rompe secretos, ¿Qué fuerza desconocida representan?... y no habrá escena más bella que la reflejada por dos seres "afines" que se buscan el uno al otro en virtud de la maravillosa armonía preestablecida

aplaudo la comunión de las coincidencias!

Besos y sensanciones.

Paz dijo...

Creo que el comentario q pertenecia a este escrito lo puse abajo en el anterior ( je ) pero ambos geniales .

Paz/

calma dijo...

A veces cuesta ir "palante"
Estupenda reflexión Mauro, como siempre.
Abrazos

titicandia dijo...

Mauro...yo creo en la magia, en esos instantes de los cuales tan bien escribes....contra cualquier posibilidad en el mundo de las certezas, existen, pasa y es increíble.

Sabes? así como tu, también habemos más que nos resistimos a no enfrentar la vida, a estar inmersos en un mundo frío y rutinario, nos negamos a pasar el tiempo en frialdad...hay que ponerle luz a la vida, colores.....reflexionar sobre las cosas, sobre lo que sentimos....hay que creer que cada día seremos más.

Un abrazo.....y nunca serás polémico, por lo menos para mi....

Cecilia

ella y su orgía dijo...

Sólo en el camino encuentramos a los otros. Coincidir es vivir y viceversa.

Besos orgiásticos.

Marce dijo...

ya sabes, amigo mío, no creo en las coincidencias, solo en las conexiones, y créeme que hace tiempo no siento una de esas en la vida, y en todo ámbito de mi vida.

Mauro dijo...

Quizás sólo una en la cual se encuentran, ANTAGONISTA.

Besotes.

PAZ:

Te leo abajo, te escribo por acá.

Hay que tener buenas zapatos si, cómodos, la caminata a veces es larga.

Te beso de un lado, también te beso del otro.

CALMA: Palante, patrás, paunlao, palotro. Cuesta bastante...aunque es mejor lanzarse y ya. Un estado "calmao-tranquilo-nervioso".

Besos, no tan calmos.

TITI: Tan rebelde que me saliste niña :).

En el fondo es evitar esa actitud derrotista, esa "estoy bien..pero ya se me va a pasar".

Un abrazo subversivo, Cecilia.

ELLA: Que bueno verte....Saldré al camino, llevaré una casaca negra como la noche y una camisa roja como tus besos.

Quizás coincidamos.

MARCE: Conexiones?..voto por eso, quizás cuando las hay ya no importan las coincidencias.

Que estes bien, despeinada.

Fran dijo...

Lejos lejos uno de tus mejores post. O simplemente me llegó mucho, porque yo soy angustiosa (existe esa palabra? me angustia sería mejor, pero bue)... del tiempo, del no-tiempo, del avanzar sin ser, del caminar por caminar. Puede que piense demaciado... y muchas veces el miedo me detiene (me estoy alejando del tema! uy). En fin.... me gustó tu post.

titicandia dijo...

Hola, para saludar....¿donde estas?
Titi

gg dijo...

Soy vecino de este mundo por un rato
y hoy coincide que también tú estás aquí
coincidencias tan extrañas de la vida
tantos siglos, tantos mundos, tanto espacio...
y coincidir

Anónimo dijo...

...simplemente genial...
Coincidencias, conexiones, la nomenclatura no hace falta, no importa. Verse en la mirada del otro, de un otro, en un instante que se inmortaliza es raro, no imposible. Y cuando también tus ojos lo reflexionan, todo se cambia en singular. Aún más cuando estos momentos se perpetuan en el ir y venir de la trasitoria vida... Vivir es entregarse a los momentos, y sí todo pasa a ser uno sólo, algo se extiende, vivese más...
Qué estés bien, besos lejano.
=-) binha

*AntagoniSta* dijo...

Paso y paso y no coincido con nuevas letras... se hace extrañar!

Besitos!

ella y su orgía dijo...

¿Encuentramos? Madre mía: encontramos, encontramos. Y sí, claro, estaría bien encontrarte, Mauro.

Besos de carmín rojo.

Mauro dijo...

Anduve alejado un tiempo, algo lejos. Estoy de vuelta.

Gracias por los comentarios.

FRAN: Gracias, ¿angustiosa?..mmm...¿que diría la Real Academia?, no se...pero por mí, que se jodan.

TITI: Presente!. Acá, donde siempre.

GG: ¿Habrá realmente casualidades?. Tanto espacio, tantos sueños, tanto rolar, buscar, caminar. Coincidir es un hecho de esos de tanto en tanto.

Besos.

BINHA: Obrigado. Quizás simplemente no hay imposibles...porque por ahi dicen que, al menos, siempre habrá un día, que no es ni ayer, tampoco mañana..., bueno, ya sabes.

Beijos.

ANTAGONISTA: Mis excusas. Coincidamos, yo feliz, ¿ok?.

ELLA: Encontramos, encuentramos, concidamos, coincidemos. Gramática: Tiembla, junta miedo.

A lo Bolaño, lo nuestro es la escritura visceral realista, realista visceral, o simplemente, vicerrealista.

A lo Unamuno, escritura anarquista mìstica.

Letras rojas como tus besos y mi camisa.

Cariños, totales.

PS: Saludos de Lima y Belano.

Anónimo dijo...

ay mauro, qué texto, qué maravilla, de veras, me ha encantado, entiendo y coincido contigo en todas y cada una de las ideas. Qué lindo, he quedado muy contenta tras leerte, ese sentimiento de rayo sobre mi cabeza, exactamente eso...
enhorabuena, es un encanto leerte.
BESOSSSS

Lau

alba dijo...

Pasaba a saludarte, gracias por tu comentario, nos vemos.
Un beso