jueves, febrero 22, 2007

Otros aires

Foto: Rui Palha

Hay otra vida.

Es que en verdad hay otro mundo, uno posible, incluso probable. Está lleno de nuevos, antiguos y también de buenos aires.

Es un lugar empedrado, difuminado bajo la luz, el calor y la humedad de febrero. Es un espacio que se amalgama al ritmo de la conversación, la tranquilidad, el tiempo, las plazas, parques, el candombé, y un cigarro a la luz de la ciudad.

Hay otra vida.

Es que en verdad hay otro mundo, es uno que nace de tí. Y es ese sitio que viertes alrededor, el que te permite caminar por una plaza adoquinada, a la sombra de Dorrego, junto a los gatos en Lezama, acompañado por los acordes de las murgas que marchan por Defensa.

He vuelto a aquel banco del Parque Lezama, lo mismo que entonces se oye la noche, la sorda sirena de un barco lejano. Mis ojos nublados te buscan en vano. Después de diez años he vuelto aquí solo, soñando aquel tiempo, oyendo aquel barco. Mis penas vencieron. El tiempo y la lluvia, el viento y la muerte, ya todo llevaron.

Ernesto Sábato

Es en la sitiada plaza Cortázar, entre los parques de Palermo y las librerías de De Mayo y Santa Fe, es junto a un plato de pasta en calle Solís, caminando por Corrientes o bajo la lluvia en Scalabrini. Es ahí, en ese instante cuando sucede, cuando me abrazas despacio quedando en silencio, y simplemente, sonreimos tranquilos esperando con toda calma, divisando el nuevo día que está por nacer.

Te imagino.

En un lugar cualquiera,
en cualquiera de estos días,

Se entremezcla la tarde en tus cabellos descarriados,
llenando tu nombre desbordado de ausencia.

La calle susurra sembrando tus pasos,
tu transcurrir de sueño interrumpido,
tu confuso pasar de cada día,
abrazada a cada paso que tu silueta abandona.

Te recuerdo.

En un jardín,
entre hortensias, amapolas, caracoles,
y la oscura tierra de un suelo tibio.

Te sueño.

Trémula, insegura.
Acurrucada entre las oquedades de la orilla,
tranquila con tu silencio de monte.

Pareces volver siempre a ese rincón,
a esa esquina de resbalín roto.
Pareces llenar con tu risa que no se ha ido ni ha llegado,
los ecos arrullados por la escarcha,
cada texto chamuscado en la memoria.

Te imagino.

Simplemente igual que antes,
aunque ya no quede nada,
aunque el recuerdo no sea más que un eco adormecido por los pasos.


16 comentarios:

Paola dijo...

que mas que BIENVENIDO!! es bueno tenerte de vuelta, aunque haya sido tan corta tu travesia.

Marce dijo...

imposible no volver con nuevos aires de allá,imposible no volverse un poco tango y marcar el ritmo del 2x4, imposible no reconocer en Baires un escenario perfecto para el amor.
Me alegra que hayas llegado con buenos aires.
Un abrazo

El Gato dijo...

Mauro:
Buenos Aires, hermana mayor de donde nací. De ritmo más largo, con más firuletes. De patios enormes, allá por Puente Belgrano. De adoquines dormidos en Heredia y Lacroze. De "Polacos" que te chistan desde las esquinas, mientras Quinquela Martín te regala lunas. Hace mucho años ya que no la camino, que no la enamoro. Me cuentan que ya no es la misma. Yo tampoco lo soy. Y este Libertango, este Piazzolla... tan porfiadamente entrañable.
Un abrazo.

pd: escuchó la versión cantada de mi paisano Gustavo Nocceti? Escuche... escuche...

titicandia dijo...

Ciudad maravillosa, para recorrer y para enamorar...."las callecitas de buenos aires tienen ese que se yo".....y es la pura verdad.
Que bueno Mauro tenerte de regreso, renovado y con buenos aires....

Un abrazo,
Titi

calma dijo...

Como me gustaría conocer esa ciudad, perderme por ella y conocer a tantos amigos que allí tengo.
Un beso mauro

ydaledali dijo...

Y volví... de a poco pero volví... que magia porteña dilucidan tus palabras ¿tu ya estás de regreso de tu viaje o escribes desde allá?... lamento la ausencia... leo tus avances y tus palabras, escucho tú musica....son muchos días sin venir...que bueno encontrarte... "Yo miro a Buenos Aires del nido de un gorrión..;
y a vos te vi tan triste; vení, volá, sentí,
el loco berretín que tengo para vos.
Loco, loco, loco, cuando anochezca en tu porteña soledad,
por la ribera de tu sábana vendré, con un poema
y un trombón, a desvelar tu corazón".... Una de mis canciones favoritas para vos... un abrazo

Noblll dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Mauro dijo...

Pao: HOLA!!!!...si..es cierto, pareciera que siempre falta tiempo, siempre las traesias duran menos que lo que uno quisiera.

Marce: Son tres imposibles, te agrego otro, es imposible no recargarse de otras vibras con un viaje. Gracias por tu saludo chascona (sorry..despeinada, que no es lo mismo, pero es igual).

Gato: Me encomiendo a San Ares y me lanzo en la busqueda del paisano Nocceti. Me acuerdo de la pelicula, busqueda frenetica, ahi escuche ese tema por primera vez.

Saludos.

Noblll dijo...

Se dice que los viajes enaltecen. Lo sé y lo afirmo. Se abren puertas a otros mundos. Uno no viaja a otro país sino a un sueño ya soñado, a un lugar donde uno ya ha vivido.

Los viajes abren los poros de la piel. Son maravillosos.

Mira qué coincidencia, así me ha resultado la visita a tu blog: como un gran viaje a un lugar al que deseo volver.

calma dijo...

Gracias por pasar por casa... no tardes en escribir¡¡¡
Besos y versos

Mauro dijo...

Titi: Los abrazos son para ti, por tu cumpleaños. Te deje un saludo, algo desafinado eso si.

Calma: Ya vendra ese dia. Cuando llegue, anda a pasear por San Telmo. Si caminas por Defensa, te puedes sentar en un banco de plaza Lezama, y acordarte del poema de Sábato.

Ydaledali: epa!!, apareciendo de nuevo: BIENVENIDA.
Regresé, ya estoy de vuelta asi que escribo desde el recuerdo.
Volví, al igual que tu, espero.

Noblll: Afirmo, taxativo y tajante, que estoy de acuerdo.

Nos leemos, saludos.

El Gato dijo...

Mauro:
Si gusta, vaya al link:
http://elgatoutopico.blogspot.com/2006/09/gustavo-nocetti.html

Es algo que escribí recordando a este amigo. Ahí se puede escuchar Libetango, cantando por Gustavo. Música de Astor y letra de otro paisano mío, Horacio Ferrer. No necesita traer vino, tengo un Ribera del Duero...

Pacita dijo...

Que buen Medley o Popurri de autores y musica . Sigamos revelando que nos depara la Edad de Cristo .
Que grato volver por aqui.

titicandia dijo...

Gracias Mauro por tus saludos,
me encantó y nada de desafinado...
Cantas muy bien jajajaja.
Y.....nunca es tarde :)
Titi

ella y su orgía dijo...

Algún día iré para allá.

Besos viajeros.

Mauro dijo...

Gato: Buen dato, gracias.

Pacita: Que gusto tenerte por aca de nuevo. Que estes muy bien.

Titi: Canto bien, pero se me escucha pésimo. Felicidades.

Ella: Pide un bife chorizo por mi y tómate una Quilmes bien helada por ti. Besos.